Luchemos contra las malas herencias

Actualizado: 22 ago 2021

¡Luchemos contra las malas herencias, luchemos contra la depresión!

Ultimadamente ¿Cuál es tu problema con que manifieste mi malestar? Me creaste jodideces desde mi infancia y ahora pretendes que tenga alta autoestima y que quiera conquistar al mundo ¡lo único que quisiera es escapar de las garras de este mal!

Siempre me has dicho que sufro porque quiero y que no tengo razones para sentirme mal, por varios años oculté cómo me hacían sentir todos con sus imposiciones hacia mi persona, quería seguir siendo perfecta y me estimaran, quería sentirme importante y querida, pero desde algunos ayeres me di cuenta de que había una persona en específico que me hacía sentir como una diosa y que no me pedía nada a cambio. Esa persona curó mi corazón, me hizo sentir tan amada que me percaté de que sí sentía amor por mí; sin embargo, ustedes han luchado por separarme de él y de la nueva y recuperada yo. No tienen más en sus manos a la inocente que quería solucionarles todo - ¿qué harán sin mí? - me preguntaba como si yo fuera el oxígeno o el agua, la verdad es que no soy nada más que una niña que se hizo adulta muy pronto y que ahora no sabe ni quién es.

Tengo tantos pedos mentales como mis padres juntos. Siempre fuertes, siempre mentirosos, siempre chantajistas; ocultan su tristeza, su temor al abandono y a la traición mientras nos lo heredan porque no siguieron un nuevo patrón ¿su papá los abandonó y su mamá rogó y soportó mucho con tal de que volviera? ¡Qué casualidad, ustedes hicieron lo mismo! Aquí lo único que cambia es que yo si quiero ir a terapia.

Ustedes no son malas personas, pero no supieron valorarse lo suficiente como para aceptar que estaban mal, la terapia no es de locos, locos ustedes que no se quieren atender. Lamentablemente la mayoría de las personas no quiere recibir atención psicológica y mientras lo hijos nos chingamos y soportamos sus malos tratos. Ahora que soy joven quiero luchar, luchar contra la depresión que me fue heredada e impuesta y contra ustedes, mis familiares amados y amorosos, que sin quererlo me contaminaron con su toxicidad.

Invito al lector a acompañarme con mi lucha.

¡Luchemos contra las malas herencias, luchemos contra la depresión!

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo