top of page

Satus mundi

En esta época azul

promonizada en las iluminaciones

nueva y eterna

cae en sus mieles

bocanada tibia

endeble

entre la costa hundida

la línea invisible

la costa humeante

por la cuenca

entre la tierra pelada

las rocas que quiebran


varando de calor a este pozo

el abismo azul

el lento

estupefacto movedizo

agua sin las piedras

en un “escondíase como las ahogaba”

deja salir último

sus pieles profundas

que se remiten a consolidar, perpetuos

los años perdonados

de sus ojos olvidados


Con la mirada presta

a quebrar tan aquellas rocas

en su pálido desgaste

en el rostro

con la honda marea

callando

a la violenta coyuntura

sintónica

impersonal coyuntura

a la marea santa

mano de lo inalcanzable

de tu profano pensamiento

de tu visitación

al más húmedo

sueño de los justos:


Matas siseantes

mueven

la noche como espejos

como espejos acomodan

la cuenca humeante

la cadera de la cuenca

enroscando transparente

la culebra con la cuenca

que desaparece

en las estrías

del mar de lejos


Reventado

en la época:

la torcedura del plumaje azul

cuenca abierta a la tierra

escama pasajera

vértebra de vértebra

mar en cuerpo

carne de agua

cuesta lejana como humo

fugitiva

siseante espejo

páramo de espejos

de la vena eterna

la columna humeante

En un arrastre arado

que agrede en silencio

la arena de piedra

La cuenca


Unida a las piedras

en tierra de lo endeble

se crece sola y se cierra

enroscada

y crecen casas

donde los cerros

a la costa de una puerta y un portón

como piedras mojadas

en los sellos del mar

esencia de lejos

de esta tierra


Ahogo del ánimo

inescapable sentido

dado en el hito

del esperado deseo

es el lugar único

lúcido intenso

que sordamente termina

donde el mundo

da indicios del comienzo

2 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Siento

bottom of page