top of page

Los rojos

Al sureste, sobre los verdes campos cubiertos de luciérnagas

sólo quedan agrios recuerdos del genocidio de los rojos

cuerpos mutilados y olvidados en los campos minados,

bajo tormentas mentales dejaron heridas que nunca sanarán

terroríficos recuerdos de estallidos y trozos de carne en el aire,

intensos destellos de las bombas de los aviadores militares,

entre la sombra y la luz tristes ojos que te han mirado,

inhumanos rojos que a esta tierra masacraron

inquebrantables refugiados en la obscuridad dicen rezos y plegarias,